GIMNASIA

SANGRE, SUDOR Y LÁGRIMAS DE LOS GLADIADORES PARA GANAR EN PERGAMINO Y ACARICIAR LOS CUARTOS DE FINAL

Por Fernando Javier Borrazás para el MIG
Fotos gentileza Prensa Pergamino Básquet

Gimnasia derrotó a Pergamino Básquet 97-96 en tiempo suplementario, en un partido con tintes dramáticos. Nicolás Gianella y Franco Barroso fueron los puntos más altos, acompañados por Facundo Vallejos, Yago Sánchez y Marcos Risso.

Costó mucho, muchísimo ganar este juego -por momentos con más físico que básquet- pero el esfuerzo valió la pena. Porque gracias a este triunfo agónico, el conjunto Tripero quedó a un partido de meterse en los cuartos de final de la Conferencia Sur.

Con sólo analizar lo que ocurrió durante el primer cuarto podía preverse lo que ocurriría luego. El mismo terminó con un 24-23 en favor de El Lobo, quien sacó la máxima del período, seis puntos, a falta de 4:16 para el cierre. Como dijimos antes, el partido era más físico que otra cosa, pero así y todo el goleo era adecuado para un primer período, más teniendo en cuenta que estamos en etapa de playoff.

La fase siguiente no mostró demasiadas diferencias con lo arriba explicado, salvo porque Gimnasia se fue al descanso largo 42-38, lo que significó una pequeña luz de ventaja sobre el equipo de Pergamino. Allí fue cuando comenzaron a lucirse Gianella y Barroso -una verdadera bestia en ambas pinturas- más lo que aportaron Risso y Vallejos, el primero desde la conducción y el otro debajo de los cristales y también desde el perímetro.

Luego del descanso largo, apareció el “fantasma” del tercer período para Los Gladiadores. A tal punto llegó la cosa, que el local se alejó en el tanteador por nueve puntos a falta de 1:01 luego de una ráfaga fatal para el conjunto Tripero de la que participaron Mariani, Ibarra, Gobetti y Levato. Si bien el cierre dejó un marcador de 58-65 en favor de Pergamino cuando restaban jugarse diez minutos, la sensación en ese momento  no era la mejor.

La cuestión recién cambiaría promediando el último cuarto, ya que en el comienzo todo indicaba que el juego quedaría en manos del local, quien sacó una diferencia de diez puntos -la máxima del partido- pero faltaba mucho todavía, mas precisamente ocho minutos y cincuenta y un segundos. El Lobo se percató de eso y volvió al juego.

Para ello, fueron fundamentales las apariciones de Sánchez y Gianella, que en un lapso de apenas cuarenta segundos achicaron la ventaja de Pergamino a sólo cinco puntos. Luego de un tiempo muerto, la diferencia se mantuvo en dicho registro hasta que Los Gladiadores golpearon la mesa una vez más y, cuando parecía imposible, se pusieron al frente 84-83 a falta de 1:48 tras un doble de Barroso. El final fue a puro vértigo y emoción: Tortonesi igualó el juego restando diecisiete segundos, tras lo cual Ibarra tuvo el partido en sus manos, pero falló su lanzamiento desde el perímetro. Entonces llegó el suplementario, algo que -en el marco del mismo- aparecía como absolutamente lógico.

Gimnasia se llevaría el juego pero, obviamente, con mucho sufrimiento. El arranque del suplemento mostró a un Pergamino más sólido, que se escapó tres unidades arriba pero que obtuvo como respuesta las apariciones de Nico que empató una vez más el juego. El cierre, como no podía ser de otra manera, fue dramático: restando cuarenta y seis segundos, Facundo Vallejos convirtió dos libres y puso al frente a Los Gladiadores por lo que sería el resultado final. Seguidamente, Levato falló de dos y parecía que el último balón en juego sería Tripero, pero una imprecisión propia de un cierre dramático depositó el mismo en manos de los de Pergamino. Quedaban trece segundos y, para ponerle más tensión a la cosa, Pagura pidió tiempo muerto. La última bola la manejó Tortonesi, quien cuando el partido se iba intentó penetrar en la pintura, pero chocó con la presencia de Barroso y todo terminó. Así, El Lobo se trajo un gran triunfo en el primer partido de la reclasificación.

La historia continuará el próximo viernes en el Polideportivo desde las 21. Si Gimnasia gana, se meterá en cuartos de final y, de no ser así, tendrá una nueva oportunidad el domingo en el mismo horario. Esperemos no llegar a tanto, por el bien de nuestros corazones.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver al botón superior